vestidodenoche

Los 10 mejores consejos para elegir un vestido de Noche

Sin duda alguna, por naturaleza las mujeres queremos lucir bellas y radiantes en toda ocasión y más aún cuando se trata de acudir a un evento importante como lo es una boda y en el que además asistirá una gran cantidad de personas que nos conocen y habrá una gran cantidad de fotografías en las que apareceremos y por supuesto que queremos que las fotos hablen maravillas de nosotros. Es entonces cuando comenzamos a enloquecer recorriendo una infinidad de tiendas y probándonos miles de vestidos de noche hasta que por fin encontramos uno que nos agrade. Y esto sucede cada vez que somos invitadas a un evento así sin importar la edad que tengamos.

Como mujeres que somos y que alguna vez pasamos por los mismo, te compartimos 10 excelentes consejos que te evitarán momentos de estrés y pérdida de tiempo.

hjbb

Establece un presupuesto para el vestido de noche

Este es el primer paso para ahorrar tiempo y evitar frustraciones. Así que, después de definir el presupuesto, al momento de acudir a la tienda puedes comentar tu presupuesto con la dependiente y eso evitará que te enamores de vestidos que rebasan tu límite.

Otro consejo que queremos compartirte en este punto, es que analices si el presupuesto definido será exclusivamente para la adquisición del vestido o incluye los arreglos y/o ajustes que llegue a necesitar así como los accesorios.

Es importante que tengas esos detalles en cuenta antes de comenzar la búsqueda del vestido.

Elegir un vestido de noche que se adapte al estilo del evento y la ubicación

Es muy importante que tu vestido sea armónico con el lugar al que asistirás, por ejemplo si va a ser en un lugar al aire libre como una quinta, la playa, salón abierto, etc., deberás usar un vestido sencillo que no tenga mucho vuelo y fresco dependiendo también la época del año en que te encuentres. Un vestido línea A o con caída al cuerpo sería excelente.

Si la fiesta es en un salón cerrado o muy elegante, entonces si deberás usar un vestido igualmente elegante y si quieres puede ser ampón, o con pedrería, incluso con una ligera cola.

Elegir el vestido con tiempo

Para evitar estrés y que andes a las carreras unos días antes, procura iniciar la búsqueda por lo menos con un mes o 3 semanas antes del evento, también recuerda que en caso de que el vestido requiera ajustes o arreglos esto llevará tiempo y en algunos quizá simplemente no lo tengan listo para cuando lo necesites o bien te cobrarán más por servicio express.

Comienza la búsqueda desde tu hogar

Si antes de llegar a la tienda ya tienes en mente el tipo de vestido que deseas, te ahorrarás mucho tiempo y esfuerzo, para ello te recomendamos previamente ver fotos de vestidos de noche, puedes buscar en Internet ya sea en Google, Facebook, Pinterest, etc, incluso puedes ver fotografías de revistas de moda, todo eso te ayudará a discriminar modelos que no te interesará probarte.

Mantén la mente abierta

Escote espalda, cola de sirena, abalorios, encaje, abertura en pierna, sin hombros, etc., mantén una mente abierta, quizá a simple vista el vestido no logre enamorarte pero al momento de probártelo, puede hacer lucir tu figura como ninguno otro. Date el tiempo de ver fotografías de actrices o modelos, y observa como hay vestidos que sin ser muy excéntricos las hacen ver radiantes.

Lleva refuerzos

No vaya sola a elegir tu vestido. Por lo general, las mujeres llevamos por lo menos un acompañante para ayudarnos a elegir. Pero cuidado: es importante que sean personas que conocen tu estilo y están dispuestas a ayudarte. Recuerda que muchos puntos de vista pueden dejarte confundida e insegura, así que lleva únicamente a quienes respeten tu decisión y te aporten consejos constructivos. Si comparte previamente con ellos las fotografías de los modelos que te gustan, será mucho más sencillo para todos.

No limites tu búsqueda

Hoy en día está muy de moda rentar vestidos de noche y papar toda ocasión, debido a que cada vez son más las personas que no usan más de una vez el mismo vestido ya que gracias a las redes sociales sean o no asistentes a la boda, cualquier persona que vea nuestras fotos en Facebook puede vernos usando el vestido.  Debido a ello se han hecho muy famosos los lugares en los que te rentan también los accesorios, los zapatos y el bolso, puedes darte una vuelta por lugares de renta de vestidos y quizá te lleves una gran sorpresa. Si prefieres antes de darte una vuelta por las tiendas revisa su página de Facebook, en ella encontrarás fotografías de sus modelos y eso te evitará visitas innecesarias.

Haz un plan de búsqueda

Comienza por seleccionar las tiendas cercanas a tu casa o bien en las que has tenido la oportunidad de ver vestidos de tu agrado o que alguna vez te hayan recomendado, posteriormente acude a las tiendas ya sea para buscar el vestido o para darte una idea de los costos que manejan (recuerda tu presupuesto), si ya comenzaste la búsqueda y hay algún vestido que te guste pero no estás del todo convencida, quizá te permitan tomarte una foto con el vestido puesto para que al acudir a otra tienda puedas compararlos y elegir el que más te gusta cómo te hace lucir.

Busca un vestido acorde a tu figura

Muchas mujeres nos obsesionamos con el tema del peso, y hay quienes llegan a comprar vestidos más pequeños con la esperanza de bajar determinados kilos para el día del evento. Por favor evita cometer ese error, recuerda que bajar de peso en poco tiempo puede arriesgar tu salud, además de que no encontrarás dieta que te asegure que lograrás bajar el peso que deseas para la fecha en que lo requieres, recuerda que cada organismo es diferente y quizá lo que a algunas les funcione a otras no. Y en caso de que llegues a bajar siempre será más fácil reducir el vestido a tu nueva talla que aumentarlo.

Revisa el contrato

Como ya lo mencionamos anteriormente, hoy en día es muy común rentar los vestidos de noche, y para ello la tienda se protege solicitando que el cliente firme un contrato, antes de hacerlo revisa bien cada una de las clausulas y si estás de acuerdo con él, tómale una foto con tu celular, de esa forma estarás más protegida en caso de que llegues a necesitarlo lo cual es poco probable.